disco duro

Fallos en los portátiles con discos SSD

 Mar, 08/04/2008 - 09:18     Sandor

Disco SSD

Si bien hace algunos días os comentaba que estaba loco porque aparecieria por aquí el Asus Eee PC, hoy he encontrado unas interesantísimas referencias acerca de la fiabilidad de los nuevos discos duros que están integrando este tipo de portátiles ultra compactos, de tipo SSD (Solid-State Drive o Unidades de Estado Sólido). El caso es que uno de los mayores fabricantes (¿Dell?) se ha encontrado con la desagradable sorpresa de que entre el 20 y el 30% de sus clientes les están devolviendo los portátiles basados en memorias flash que compran, según leo en esta entrada de Abadía Digital. La explicación a tanto fallo la podemos encontrar en este interesante artículo de Teleobjetivo.org: ¿por qué fallan los discos SSD?, en el que nos explican que esta tecnología ha sido concebida más para ser usada en dispositivos en donde no se haga un uso tan intensivo de él, como pueden ser cámaras digitales o reproductores multimedia.

Etiquetas: 

Sorpresas te da la vida

 Sáb, 29/12/2007 - 23:56     Sandor

No os lo iba a contar pero, a raíz de leer esta noticia de Engadget, en la que se comenta que la conocida marca de centros comerciales americana Walmart, ha vendido a una niña de 10 años un reproductor digital lleno de porno, me he animado a comentar un reciente caso que me ha pasado. En el caso de la niña de 10 años, al parecer el reproductor que compró fue devuelto a su vez por algún cliente insatisfecho, aunque dejó el porno archivado en él... lamentable el poco control de la empresa en sus productos devueltos.

En lo que a mí respecta, hace un par de semanas compré un disco duro de 500gb en una conocida tienda informática de Deusto. Hace un par de días, al instalarlo en el servidor, comprobé que tenía una partición NTFS creada, por lo que me faltó tiempo para fisgar (uno es como es, qué le vamos a hacer :-D). Yo, la verdad, me esperaba encontrar el típico Windows XP piratilla que le meten ciertas tiendas a los ordenadores que venden, pero cual fue mi sorpresa al comprobar que, además de los archivos propios de Windows, había otros del tipo vacaciones en iparralde.avi y similares. Como supondréis, me faltó tiempo para inspeccionar más a fondo el contenido de la partición. Abreviando, os comentaré que encontré documentos privados de la persona en cuestión (su DNI y el de la mujer escaneados, el Carnet de conducir, su libro de familia, e-mails exportados, la libreta de la BBK... en fin, una pasada).

Luego profundicé un poco más, y pude ver la lista de búsquedas que había realizado en el programa P2P que usaba, algunos logs del messenger archivados y los avatares que usan sus contactos, el software que usaba... qué se yo, un montón de información personal. Y realmente, al finalizar ese análisis superficial del contenido de ese disco duro y darme cuenta de la cantidad de información personal que había sacado de su análisis, me dí cuenta de lo expuestos que estamos ante un robo, o ante el descuido imperdonable del responsable del servicio técnico de una tienda de ordenadores.

Yo desde luego lo tengo claro, no creo que lleve nunca un disco duro a reparar sin antes haberle pasado alguna utilidad de borrado total, del tipo PC INSPECTOR e-maxx, Clean Disk Security o seguir, en linux, algún procedimiento como el que se comenta en esta entrada de miguev.net.

Como colofón, el otro día me volví a pasar por la tienda y comenté lo que me había pasado. La única pregunta de quien me atendió fue si el disco duro me funcionaba. Apenas se inmutó por el hecho de haberme vendido un disco duro ya usado (ni se le ocurrió ofrecerme un cambio por uno nuevo), ni por supuesto cayó en las posibles implicaciones legales que el descuido que habían tenido podría haberles causado si lo hubiera denunciado en la Agencia de Protección de Datos, o el follón que hubiera podido montar el dueño original del disco duro si le hubiera llamado por teléfono (sí, el hombre también tenía un listado, a modo de backup, de los números de teléfonos de sus amistades). Por mi parte, volví a particionar el disco duro (¡¡¡tengo un /home de 500gb!!!) :-) y me olvidé del tema.

Ahora, al escribir esta entrada, pienso que si hubiera sido yo el dueño original del disco duro, me hubiera gustado que se denunciara esta negligencia. En fin, no se, supongo que no siempre uno actúa como debiera....

Recuperacion de disco duro in extremis

 Lun, 17/07/2006 - 23:59     Sandor

Vivir para ver. El viernes me llama Goizalde para decirme que su ordenador ha muerto, que apenas sale la pantalla de la BIOS "se queda congelado y no avanza". Naturalmente no tenía nada parecido a una copia de seguridad de sus datos más sensibles, y tarda un rato en darse cuenta de la magnitud del problema, cuando le comento que probablemente sea su disco duro el que haya pasado a mejor vida. "Mis albumnes de fotos, los horarios y la contabilidad del trabajo, cartas y emails de un montón de años, mi colección de música...". El problema se torna desgracia a medida que se va dando cuenta de la cantidad de información personal que tenía desperdigada por el disco duro.

Voy a su casa y tras intentar arrancar con un live-cd de Backtrack Linux (una distribución enfocada a temas de seguridad basada en Slax de la que os hablaré otro día) solo puedo certificar la muerte. A veces la BIOS reconoce el disco, pero apenas puedo acceder a él durante uno o dos minutos, y ni siquiera soy capaz de copiar nada a otro disco duro USB que he llevado para salvar lo posible. Al final le comento que me llevo el disco duro a casa, y que intentaré probar montándolo en una caja externa USB... todo resulta inútil. Parece claro que más que un problema físico de los propios discos duros, el problema reside en el propio hardware de la controladora del disco duro. Para simplificar: que los datos siguen ahí, probablemente incorruptos, pero que la circuitería que controla el acceso a dichos datos está dañada. En ocasiones así, no es posible ejecutar ningún software tipo Testdisk, GetDataBack o similares, ya que ni la BIOS ni el sistema operativo detectan la presencia física del disco. Estaba ya apunto de recomendarle alguna empresa tipo Recovery Labs, On Data o Recover Center, cuando se me ocurrió buscar en Google. Tras un ratillo, encontré una referencia a un hilo en Barrapunto: "Desastre en el disco duro". Comienzo a leer hasta dar con un comentario del usuario kinslord, de fecha 7-10-2004:

Hola a todos, yo llevo ya unos 10 años dedicandome profesionalmente a administrar sistemas y lo que me ha funcionado unas cuantas veces es congelar los discos en la nevera. No es coña, con algunos discos que sencillamente no dejaban acceder a sus datos los cogia, envasava al vacio (para evitar condensación de agua) y los metia en el congelador, entre 12 y 24 horas. Despues sacaba el disco lo enchufaba y pude recuperar los datos. Ninguno de ellos sufrió una descarga electrica, pero alguno si cayó por causa de un apagón electrico. No se si te servirá pero no cuesta nada provarlo y no dañarás el disco (si vas con cuidado con el agua y la condensación).

y luego, en otro comentario, daba su explicación

El principio fisico no lo se exactamente, pero se que chuta. Ya te digo ke a mi me ha salvado el cuello unas cuantas veces. Si no me equivoco tiene que ver que con el frio aumenta la conductividad de los semiconductores y por otro lado las partes mecanicas del disco se contraen provocando un mejor ajuste de las piezas moviles. Por tanto el disco funciona a un rendimiento mas elevado y eso permitiria leer los datos, como minimo mienstras el disco se mantuviera frio.

Como no tenía nada que perder, y ¡casualidades de la vida!, tengo una cutre máquina de envasar al vacío en casa, me he animado a hacerlo... ¡¡¡ Y FUNCIONA !!! Lo he metido en cuatro ocasiones en el congelador de casa. La tres primeras apenas ha estado una hora, y he conseguido tenerlo conectado, a través de la caja externa USB, unos tres o cuatro minutos cada vez, lo suficiente para hacer un backup rápido de la base de los emails, y casi todos los archivos personales. Por la noche lo he dejado unas ocho horas en el congelador, y ya por la mañana he conseguido tenerlo funcionando un ratito más, pero no habrá llegado a los diez minutos, lo suficiente para salvar lo más importante. De modo que ya sabeís, si algún día os peta el disco duro y es un problema de hardware (de la controladora del disco duro), intentad como último recurso el truco del congelador. Si me lo cuentan ayer no lo hubiera creído, pero ¡funciona! :-D Y como una imagen vale más que mil palabras, aquí os dejo el documento gráfico de mi aventura (lo verás mejor en mi página de Flickr):

  • 1 : Envasando el disco al vacío (o casi, porque el aparato no es gran cosa).
  • 2 : Metiéndolo en el congelador.
  • 3 : Dejándolo todo preparado, listo para cuando saque el disco.
  • 4 : Transfiriendo los datos a todo meter, antes de que se volviera a calentar.

HD on the rocks

Sobre PlanetaInopia

Sandor Inopia nació en Bilbao, un lunes cualquiera, justo 1904 años después de que Nerón se suicidara, diciendo ¡Qué artista muere conmigo!, y 192 años después de que Volta descubriera la pila eléctrica. Mientras celebraba su quinto cumpleaños, Elvis daba su último concierto, y celebrando los siete, Muhammad Ali se retiraba del boxeo.

Sobre PlanetaInoipa, blog personal de Sandor Inopia (Sandor Saiz Ortuondo)

Yo no tengo la ambición de Nerón, la inteligencia de Volta, la voz de Elvis, o la fuerza de Alí, pero a veces me gusta escribir y darme a conocer a los demás. Por eso este blog, que espero te guste.

Comentarios recientes